70 Los Menores y la Ley IEP es un acuerdo formal entre los padres o el tutor y la escuela acerca de los servicios de educación especial que la escuela proveerá o financiará para sa- tisfacer las necesidades de educación especial del niño. El IEP contiene una sección acerca del rendimiento actual del niño basado en los resultados de las pruebas y exámenes que le hicieron sus maestros. Otra sección incluye lo que se espera que el niño aprenda y las formas como mejor se le puede enseñar al niño. El Programa incluye objetivos específicos y mesurables, de manera que todos puedan ver si se está progresando. El IEP también describe el ambiente del aula y los tipos de servicios de educación especial y otros servicios relacio- nados que el niño necesita para lograr dichos objetivos (por ejemplo, si el niño necesita estar en un aula con pocos niños o tener tutores individuales). ¿Cuál es el objetivo de los Servicios de Educación Especial y del IEP? Debido a que todos los niños tienen el derecho de asistir a la escuela en el ambiente menos restrictivo, los alumnos que tienen alguna discapacidad de- berán, en lo más posible, recibir su educación con los alumnos sin discapaci- dades y participar en el Currículo General. El IEP describe los servicios de educación especial necesarios para satisfacer las necesidades específicas e in- dividuales de las discapacidades del niño de modo que sea educado en el am- biente menos restrictivo. Los sistemas escolares deberán proveer los servicios necesarios para cumplir con este objetivo. Los servicios se pueden proveer en una variedad de marcos, incluso clases de educación regular, sesiones indivi- duales, clases especiales, escuelas diurnas especiales, programas residencia- les, clases en el hogar y clases en hospitales u otro tipo de institución. ¿Y si las necesidades del niño van más allá de lo que se cubre en el “Currículo General”? Otras necesidades educacionales como ayuda con la conducta o la comuni- cación también puede incluirse en el IEP. ¿Qué derechos tienen los padres o el tutor en el proceso? Los padres o el tutor tienen derecho de participar en todas las reuniones en que se hable sobre el plan o programa educacional del niño, y de aceptar o rechazar los servicios que la escuela ofrezca. Si no hablan inglés, la escuela deberá proporcionar un intérprete. Los padres o el tutor pueden traer otras personas a las reuniones (por ejemplo, un amigo, un familiar, un intercesor o incluso un abogado). Asuntos de Educación Especial 7